Carlos Morel, director ejecutivo del ISD, explicó que la principal demanda de la sociedad dominicana es la de justicia y que la política no se ve como el espacio para alcanzarla. “Esto se debe a que los partidos políticos han abandonado su rol de representar las demandas democráticas de la ciudadanía”, afirmó el experto durante la presentación de los datos. El estudio revela que el compromiso con la democracia se debilita y que “si bien un 76% afirma que la democracia es la mejor forma de gobierno, una proporción similar (75%) desea un gobierno de mano dura, lo que se relaciona con el clima de inseguridad y el sustrato autoritario del discurso político dominante”. Morel explicó que la forma como se concibe y se construye la ciudadanía en la sociedad dominicana responde a una relación de “sumisión a la autoridad”, lo que obliga a replantear su rol como protagonista de la democracia. Además de la evaluación del gobierno, los partidos políticos y los actores de la sociedad civil, la investigación se extiende a temáticas como el racismo, las migraciones, los derechos sociales y económicos, las identidades sexuales diversas, la homofobia, el aborto, el Estado laico, la situación y la lucha de las mujeres, entre otras. Morel resaltó que el déficit democrático se encuentra fundamentalmente en la falta de igualdad/justicia (43%) y la violación de la ley (42%). Insatisfacción con la gestión de gobierno El gobierno “se quema” en cuatro de cinco aspectos. En una escala de 0 a 100 obtiene 21 puntos en seguridad ciudadana, 22 en combate a la corrupción, 35 en la lucha contra la pobreza y 36 en el manejo de la economía. La única buena nota la saca en educación con una evaluación de 72 puntos. El promedio total es de 37 punto sobre 100. La desconfianza Menos del 25% de las personas expresa confianza en la labor de la Junta Central Electoral (JCE) durante las elecciones de 2016, mientras que el Congreso, la Justicia, y las FFAA presentan una taza de confianza menor al 40%. Solo el presidente Danilo Medina mantiene un nivel de confianza aceptable con un 66%. La mayor desconfianza se expresa en los partidos políticos con tasas mayores al 50%. Los derechos sociales Si bien la mayoría de los dominicanos respalda medidas redistributivas y progresión impositiva (75%) y la gratuidad de la salud y la educación (77% y 83% respectivamente), el apoyo a otros derechos resulta mucho menor. Solo el 47% de la población apoya que se otorgue la nacionalidad a los hijos de inmigrantes haitianos nacidos en territorio dominicano, un 33% favorece el aborto como derecho y apenas un 13% defiende el matrimonio paritario. La encuesta de cultura política se sustenta en 5,033 entrevistas a nivel nacional y prosigue el estudio Narrativas sobre la democracia dominicana del siglo 21 presentado por el ISD en septiembre de 2016. La investigación fue realizada por un equipo interdisciplinario encabezado por Anselmo Muñiz y compuesto por Lety Melgen, Carlos Morel y Aris Balbuena. La publicación en formato de libro de 266 páginas contó con el respaldo de Fundación Friedrich Ebert, Fundación Masada y Oxfam.

0
29

Santo Domingo, 4 dic .- La directora ejecutiva del Instituto Nacional de Tránsito y Transporte Terrestre (Intrant), Claudia Franchesca De Los Santos, anunció hoy que ese organismo recibió 40 alcoholímetros para determinar la ebriedad de conductores.

Los equipos serán operados por los agentes de Amet, quienes serán los responsables de su uso dentro del Plan Nacional de Seguridad Vial.

La funcionaria afirmó que los equipos son un aporte de la Alianza Internacional Para el Consumo Responsable (IARD, por sus siglas en inglés), y la industria licorera regional y local al Intrant.

El apoyo contempla la asistencia técnica de dos expertos internacionales, entrenamiento práctico policial en la conducción de retenes aleatorios de alta visibilidad, el desarrollo conjunto de una campaña de educación y sensibilización, así como una encuesta pre y pos intervención para medir los efectos del programa.

De los Santos dijo que el artículo 256 de la ley 63-17 que ese organismo dicta que: “Se prohíbe a los conductores de vehículos ingerir bebidas alcohólicas mientras transitan por las vías públicas o conducir en estado de embriaguez”.

Ese artículo agrega: “Las personas que incurran en la violación a esta disposición serán sancionadas con una multa equivalente de cinco a diez salarios mínimos y la reducción de los puntos de la licencia que determine el reglamento, sin perjuicio de las disposiciones relativas a la suspensión de la licencia de conducir”.

Asimismo, explicó que desde el citado artículo hasta el 263, la ley detalla todo lo relativo a la conducción bajo los efectos de drogas o sustancias controladas, el grado de alcoholemia, prueba de alcoholímetro, prueba toxicológica, pruebas a conductores y peatones.

La directora de Intrant dijo que el entrenamiento a los agentes de la Amet se realizará en una jornada intensiva de tres días consecutivos, para que los mismos obtengan los conocimientos necesarios para el uso de los alcoholímetros y el establecimiento de retenes.

El entrenamiento también será impartido a miembros de las Fuerzas Armadas, la Policía Nacional y la Comisión Militar y Policial del Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones, en busca de multiplicar el conocimiento.EFE

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here